Mahmoud Abbas acusa a Israel de traer las drogas a los palestinos

Comparte esta noticia con tus contactos

La Autoridad Palestina (AP), por boca de su presidente Mahmud Abbas, no pierde oportunidad de inculpar a Israel de todos los males que puedan aquejar a la sociedad palestina.

Aunque estos males tengan más que ver con la corrupción oficial que desvía recursos destinados a educación, salud y bienestar en general hacia los bolsillos de los cabecillas y a pensiones al terrorismo. Como parte de sus maniobras, muchos de los mensajes que buscan desacreditar al Estado de Israel se hacen en idioma árabe en medios árabes, de modo que la comunidad internacional sólo pueda manejar los mensajes en inglés y las narrativas que buscan demostrar que la AP siempre es la víctima y nunca la responsable.

Esta malintencionada forma de manipular la opinión internacional ha motivado la creación de instituciones como Palestinian Media Watch (Observador de Medios Palestinos), que se aboca a la tarea de detectar y traducir al inglés muchos de los viciosos mensajes inoculados en el corazón de las comunidades árabe-parlantes.

Este 18 de diciembre de 2019 PMW dio a conocer una nueva ocurrencia de Abbas y la Autoridad Palestina, apuntada al corazón palestino. El mandatario declaró que el objeto de la ocupación es el de inocular la corrupción en la sociedad palestina “[…] la ocupación planta corrupción entre nosotros, nos trae gente corrupta y corruptores […]”, tal como fue emitido en un mensaje personal de Abbas por la TV oficial palestina, repetido en editoriales del periódico oficial.

Y la razón de tal acción, según Abbas, es que el Estado de Israel no quiere que los palestinos “tengamos un futuro. […] Por eso vemos substancias como el cannabis y las drogas, etc. […]”.

En todo caso, lo que sí está muy claro es que gracias a las denuncias de PMW la comunidad internacional podrá constatar que Abbas endosa a Israel la responsabilidad de los males sociales modernos que seguramente, con los millones de dólares que la AP recibe como ayuda internacional pudieran haberse resuelto o aliviado.

Es como entonces nos encontramos con un nuevo libelo de Abbas en contra de Israel, amplificado por los medios subordinados que relatan que “las autoridades de defensa de Israel prefieren ver a nuestros niños y jóvenes con agujas de drogas en las manos en vez de sosteniendo libros, lápices y herramientas de trabajo”.

También alegan que las autoridades israelíes no solo se hacen la vista gorda ante los traficantes que se apostan en las puertas de las escuelas palestinas, sino que las mismas autoridades israelíes envían y protegen a estos traficantes a quienes denominan “garras” de la ocupación, para atrapar a jóvenes palestinos y subyugarlos a las agencias de inteligencia israelíes.

PMW advierte que ya en el pasado ha develado este libelo que ha pretendido atribuir a Israel la inundación de las calles palestinas con drogas israelíes.

Deja una respuesta